British Airways alcanza acuerdos de financiación que incrementarán su liquidez total por un valor de 2.450 millones de libras esterlinas

International Airlines Group (IAG) ha confirmado que British Airways ha alcanzado dos acuerdos de financiación que incrementaran su liquidez total por un valor de 2.450 millones de libras esterlinas. Además de estos acuerdos, IAG continúa explorando otras iniciativas de deuda para mejorar aún más su liquidez.  El 31 de diciembre de 2020, IAG anunció que British Airways había recibido compromisos para un préstamo Export Development Guarantee a 5 años por valor de 2.000 millones de libras esterlinas suscrito por un sindicato de bancos, parcialmente garantizado por el UK Export Finance (UKEF). British Airways llegó a un acuerdo final con UKEF y los prestamistas y espera disponer de dicha línea de financiación antes de finales de este mes de febrero.

Ahora la compañía ha llegado a un acuerdo con el Trustee de New Airways Pension Scheme (NAPS) para diferir 450 millones de libras esterlinas de contribuciones al déficit del fondo de pensiones que vencen entre octubre de 2020 y septiembre de 2021.

El acuerdo incluye lo siguiente:

El aplazamiento de las contribuciones mensuales de 37,5 millones de libras esterlinas desde octubre de 2020 hasta septiembre de 2021 por un valor total de 450 millones de libras esterlinas.

Durante las negociaciones, el Trustee de NAPS acordó aplazamientos temporales de las contribuciones que vencían en los meses de octubre, noviembre, diciembre y enero.

El reembolso de los 450 millones de libras esterlinas acumuladas de contribuciones más intereses se agregarán al final del Plan de Recuperación existente como pagos mensuales bajo un Plan de Recuperación revisado, que actualmente es a marzo de 2023.

British Airways ha acordado proporcionar activos inmobiliarios como garantía. Esta garantía permanecerá vigente hasta que la aerolínea haya reembolsado las contribuciones diferidas.

British Airways no pagará dividendos a IAG antes de finales de 2023. A partir de 2024, los dividendos pagados se equipararán con contribuciones a NAPS equivalentes al 50% del valor de los dividendos pagados. Cualquiera de estos pagos a NAPS reducirá el saldo de pago pendiente y tendrá un límite a ese nivel. El requisito de realizar dichos pagos a NAPS cesa después de que se hayan reembolsado las contribuciones diferidas.

 Un nuevo Plan de Recuperación se basará en la valoración trianual a 31 de marzo de 2021. Si no se ha acordado un nuevo Plan de Recuperación antes del 30 de septiembre de 2021, la posición predeterminada es que British Airways volverá a realizar pagos mensuales de 37,5 millones de libras esterlinas a partir de octubre de 2021.

 NAPS se abrió el 1 de abril de 1984 y se cerró a nuevas incorporaciones el 31 de marzo de 2003 y a futuros devengos el 31 de marzo de 2018. El plan de recuperación actual se basa en la valoración trianual a 31 de marzo de 2018, que estableció en un déficit técnico de 2.400 millones de libras esterlinas. El Plan de Recuperación actual prevé que British Airways realice contribuciones fijas al déficit por valor de 450 millones de libras esterlinas al año hasta marzo de 2023. Según el Plan de Recuperación actual, British Airways ha pagado 1.340 millones de libras esterlinas en contribuciones a NAPS desde el 31 de marzo de 2018, incluidas 263 millones de libras esterlinas en 2020.

Relacionados