Jekta presenta los primeros interiores del fuselaje anfibio regional PHA-ZE 100

Representación de la cabina “Traveler” para operaciones convenientes y asequibles. Foto: Jekta
Jekta, con sede en Suiza, que desarrolla el avión anfibio de pasajeros PHA-ZE 100 (Passenger Hydro Aircraft-Zero Emission 100), de propulsión eléctrica alimentada con energía de baterías o celdas de combustible de hidrógeno, presentó los primeros interiores para sus configuraciones de cabina de clase económica “Traveller” y “Executive Full Corporate”. Los diseños tratan de brindar comodidad a los pasajeros, durabilidad operativa y máxima elegancia, con materiales y estilos que combinan el glorioso pasado y el sofisticado futuro del vuelo anfibio. 

Consciente de las necesidades particulares de las operaciones que despegan y toma tanto del agua como de la tierra, los interiores reconocen e incorporan los requisitos de la nueva e innovadora familia de fuselajes anfibios. Según informan desde Jekta, el proceso de concepción implicó simular cómo interactuarán los pasajeros, la tripulación de cabina, los pilotos, los operadores y los equipos de mantenimiento con la aeronave. 

La ergonomía se centra en implementar soluciones para ofrecer una combinación de comodidad, seguridad y funcionalidad dentro de una estructura de avión que proporciona múltiples parámetros operativos. Los interiores se adaptarán para admitir una variedad de aplicaciones, incluidos vuelos regionales de pasajeros de varios tramos, viajes turísticos experienciales de alto nivel o intensos itinerarios para empresas y gobiernos. Le seguirán variantes de carga, evacuación médica, VVIP y búsqueda y rescate. El estudio de diseño industrial MBVision aplicó sus veinte años de experiencia en aviación para tratar de integrar simplicidad, modularidad y ligereza con durabilidad, limpieza, nuevos materiales y funcionalidad. 

Cabina corporativa para un vuelo ejecutivo del PHA-ZE 100. Foto: Jekta

La representación del baño de popa del PHA-ZE 100  aparecerá en todos los formatos de cabina. Foto: Jekta

El equipo multidisciplinario trabajó en estrecha colaboración con socios, proveedores y clientes potenciales para dar forma al estilo. Los aspectos más destacados incluyen: asientos modulares delgados, que ofrecen pretenden ser cómodos, a la vez que son livianos; y un baño en popa, que estará presente en el primer fuselaje de producción. Será no presurizado y las características están destinadas a dar forma a una experiencia a bordo que combina la forma de la aviación contemporánea con elementos del sector marino: pisos estilo madera, área de bar o refrigerio y amplias vistas panorámicas. Las ventanas emulan la experiencia en el mar, brindando una nueva sensación de espacio y libertad dentro del avión. 

Se incorpora conectividad, lo que permite a los pasajeros y la tripulación ser productivos, entretenidos y estar en contacto, incluso en vuelos cortos. Con un ojo puesto en el peso y otro en la estética, Jekta trabaja con bibliotecas de materiales pioneras para integrar pantallas flexibles de próxima generación en la tapicería. 

El diseño interior también aumenta las ambiciones sostenibles del avión al incorporar el concepto de cero emisiones. Los materiales seleccionados son ecológicos y pueden reciclarse, pero no comprometen la calidad.

La representación del baño de popa del PHA-ZE 100  aparecerá en todos los formatos de cabina. Foto: Jekta

Cabina corporativa para un vuelo ejecutivo del PHA-ZE 100. Foto: Jekta

El PHA-ZE 100 proporciona un fuselaje de cero emisiones que admita muchas aplicaciones”, explica Max Pinucci, director de diseño industrial de Jekta. “Nuestros interiores siguen todos los requisitos de certificación necesarios, pero establecen nuevos estándares de elegancia y funcionalidad para crear una experiencia a bordo incomparable. Queremos que nuestros clientes no sólo vuelen, sino que sientan que viajan en un entorno diseñado en función de sus necesidades, comodidad y seguridad. Al mismo tiempo, satisfacemos las necesidades de los operadores en términos de facilidad de mantenimiento, operatividad y rentabilidad”, recalcó. Gayo Aviation, un proveedor global de servicios de aviación privada y especializada, recibirá las primeras cabinas corporativas.

Mehair, un operador indio, inicialmente recibirá la cabina “Traveler” para conectar a las comunidades que viven alrededor del agua. Jekta tiene más de dos décadas de experiencia en el diseño y construcción de hidroaviones, incluidos los ultraligeros en materiales compuestos LA-8 y Borey de 8 asientos. 

El PHA-ZE 100, fabricado totalmente en materiales compuestos y de propulsión eléctrica alimentada con energía de baterías o celdas de combustible de hidrógeno, contará con una autonomía 1 h. y 30 min. de reserva. Operará desde aguas costeras en olas de hasta 1,2 m, de altura, lagos, vías fluviales y pistas, en éstas, utilizando su tren de aterrizaje con ruedas retráctiles estándar. Jekta tiene como objetivo reducir los costos por pasajero por hora en más de un 70 por ciento en comparación con los hidroaviones actuales.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.