Más de 400 millones de euros invertirá Aena en el Aeropuerto de Congonhas, São Paulo, podrá atender a 29,5 millones de pasajeros al año

 Recreación de del proyecto de ampliación y modernización del Aeropuerto de Congonhas. Foto: Aena
Aena, el mayor operador aeroportuario de Brasil y del mundo, presentó, en la mañana de ayer, el proyecto de ampliación y modernización del Aeropuerto de Congonhas, que también podría volver a recibir vuelos internacionales tras casi 4 décadas de no hacerlo en beneficio de la terminal de Guarulhos.

El mismo contará con una nueva terminal de pasajeros de más del doble de tamaño actual, nuevas pasarelas de embarque y varias mejoras en la eficiencia operativa. También contará con 20 mil m² para áreas comerciales y mucho más espacio para embarque y desembarque.

Airbus A321Neo

La ampliación de las áreas operativas, combinada con el uso de equipos, tecnologías y sistemas más modernos, permite aumentar la capacidad del aeropuerto sin aumentar el número de aterrizajes y despegues. Una vez implementadas las mejoras, con todas las paradas de aviones preparadas para recibir aviones de mayor capacidad, como el Airbus A-321Neo, hasta ahora sumamente limitado en lo que respecta a la plataforma. 

Recreación de del proyecto de ampliación y modernización del Aeropuerto de Congonhas. Foto: Aena

Recreación de del proyecto de ampliación y modernización del Aeropuerto de Congonhas. Foto: Aena

Congonhas podrá atender hasta 29,5 millones de pasajeros por año. El A321neo puede transportar hasta 244 pasajeros, 50 más que el A320neo o el 737 MAX 8, y las aerolíneas están interesadas en operar el modelo en Congonhas. La nueva terminal estará construida íntegramente para operar el A321ceo/neo en cualquier posición, sin restricciones, como ocurrirá con el E195-E2. El avión de Airbus tiene 44 metros de largo y el Embraer brasileño 41 metros de largo. Actualmente, si estos aviones se posicionan, la parte trasera (cola) entra en la zona dedicada a las calles de rodaje, lo que puede provocar colisiones e impedir el tránsito de otros aviones.

Las obras de la nueva terminal de pasajeros comenzarán en 2024 y su finalización está prevista para junio de 2028. La zona de embarque y llegada duplicará su tamaño, alcanzando los 105 mil m². Todo el proyecto incluye la preservación, revitalización e integración de áreas catalogadas como Patrimonio Histórico en la nueva terminal. La nueva zona se utilizará para el embarque de pasajeros, mientras que la terminal actual se utilizará para el desembarque.

La terminal de salidas contará con una nueva sala de facturación con 72 puestos amplios y accesibles, hasta 108, y un nuevo mostrador de 36 metros de ancho y 330 metros de largo. Habrá 19 nuevas pasarelas de embarque, que sustituirán a las 12 actuales, garantizando el 70% o más de los embarques directos a los aviones. Además, se dispondrán de 10 puertas de embarque remotas, dando un nuevo uso al hangar catalogado, 13 lectores automáticos de tarjetas de embarque y se aumentará de 10 a 17 canales de inspección.

Asimismo, se mantendrá un hangar de la ex Varig, catalogado como patrimonio histórico, y se transformará en una sala de embarque para posiciones remotas. Las intervenciones, según AENA, no tendrán impacto operativo (parada de operaciones de vuelos) y se realizarán por fases hasta completarse en 2028. El proyecto también incluye puertas de embarque reversibles , capaces de acoger vuelos internacionales según la demanda de las aerolíneas.

En el pasado, Congonhas ha tenido vuelos internacionales regulares a Buenos Aires, Montevideo, Asunción y Santa Cruz. Se instalará un nuevo sistema de procesamiento de equipaje, más rápido e inteligente, con 10 carruseles (actualmente hay tres), además de ampliarse de cinco a siete cintas transportadoras de recogida de equipaje, con un total de 228 metros de longitud.

Con las obras también se mejorará la eficiencia operativa. Con una nueva plataforma de 215 mil m² para la aviación comercial, se aumentará de 30 a 37 puestos de parada de aeronaves, 19 de los cuales en puentes y 18 remotos, con distancias adecuadas, 100% acordes a los estándares internacionales y listos para recibir el Airbus A321Neo en todas las posiciones.

Asimismo, pistas y plataformas recibirán refuerzo estructural, además de la construcción de nuevas calles de rodaje, una nueva vía de servicio para la aviación general y una salida rápida cuando se opere por la cabecera 35L.

Para mejorar la circulación viaria y reducir el tráfico en el acceso al aeropuerto de Congonhas, Aena creará un bolsillo para coches app y de alquiler y una nueva plaza de recogida con 72 plazas para el embarque de coches app. La zona de acera aumentará en 250 metros para el embarque y desembarque de pasajeros y habrá acceso directo a la futura estación de metro de la línea 17 – Ouro.

La seguridad de las operaciones se verá reforzada con mayor distancia entre aeronaves y pistas, dentro de los estándares internacionales, reducción de la circulación viaria interna, con más puentes de embarque y prestación de servicios en los puestos de parada, además de nuevas áreas de escape (RESA) en la pista auxiliar y adecuación de la señalización.

Congonhas contará con una nueva subestación eléctrica, con más equipamiento eléctrico y uso de energías limpias, reduciendo el uso de combustibles fósiles, con servicios de energía y aire acondicionado para aviones en puentes y reduciendo las emisiones de CO2. También habrá un nuevo centro de residuos sólidos y una estación de tratamiento y reúso de agua, distribución de combustible por ductos, evitando el uso de camiones, y aire acondicionado eficiente y más iluminación natural.

Recreación de del proyecto de ampliación y modernización del Aeropuerto de Congonhas. Foto: Aena

Recreación de del proyecto de ampliación y modernización del Aeropuerto de Congonhas. Foto: Aena

El aeropuerto seguirá teniendo limitaciones de slots (horarios de aterrizaje + despegue), por lo que, con la nueva terminal y la capacidad para el modelo más grande, las empresas tendrán una mayor oferta de asientos con el mismo número de slots ya otorgados.

Aunque no se especifica, por ser más pequeños que el A321, también se espera que los aviones Boeing 737 MAX 9 y MAX 10 operen sin restricciones, lo que será muy interesante para GOL Linhas Aéreas, que encargó el MAX 10, el 737 más grande jamás fabricado, y que puede transportar hasta 230 pasajeros.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.