Volotea opta por A320 usados de 11 a 15 años para ampliar su flota y capacidad y ahora reniega del Boeing 717

Volotea, con sede en Asturias, anunció que incorporará este año entre 15 y 19 Airbus A320-200, que se sumarán a los 21 A319-100, que tiene contratados, 1 de ellos pendiente de entrega todavía. La fuente de los 15 primeros ya se ha cerrado, según la compañía, y se espera a ver la evolución del mercado en el próximo verano. Los 5 primeros, con motores CFM56-5B4/P, ya tienen matrícula española: EC-MBK (número de constructor MSN2658), un A320-214 que hizo su primer vuelo el 6 de enero de 2006 y que fue entregado el 28 de enero de ese año a la japonesa Star Flyer, pasando a Vueling el 21 de mayo de 2014 con la misma matrícula española, que lo devolvió al arrendador (GECAS) en marzo del año pasado, al principio de la pandemia y que se ha bautizado como «Volotea e Giullieta”.

El segundo es el  EC-NNZ (2616), un A320-214 que voló por primera vez el 12 de diciembre de 2005 y fue suministrado a Virgin America el 24 de febrero de 2006, traspasándoselo el arrendador Apollo Aviation a Alaska Airlines el 11 de enero de 2018, aerolínea que con el COVID-19 decidió prescindir de ese modelo como política de ahorro y lo almacenó el pasado mes de octubre; el EC-NNY (3786) despegó el 30 de enero de 2009 y se suministró el 9 de febrero a la rusa Aeroflot, que dejó de operarlo en el pasado mes de agosto y ahora se llamará “Volare oh oh”; el EC-NNL (3545) voló el 20 de junio de 2008 y lo recibió también Aeroflot el 11 de julio de ese año, dejándolo de utilizar en abril de 2020; finalmente, el EC-NOL (2740) voló el 17 de marzo de 2006 y lo recibió Virgin America el 3 mayo, retirándolo tres meses más tarde e incorporándolo ek 21 de mayo de 2007 la brasileña TAM hasta el 25 de noviembre de 2008, que volvió a la estadounidense y Apollo lo traspasó a Alaska el 11 de enero de 2018

La aerolínea dio de baja sus últimos 14 Boeing 717-200 (otros 5 se retiraron entre 2016 y 2019), anticuado birreactor derivado del DC-9 que constituyó su flota desde el principio, cuando consideraban el mejor modelo para sus vuelos, despreciando a las aeronaves de Airbus y ahora su fundador y máximo responsable ejecutivo, Carlos Muños, se muestra “ muy orgulloso de cambiar a una flota 100 por ciento de Airbus. Estamos muy interesados en contar con Airbus como nuestro socio de flota a largo plazo. Seguiremos creciendo en nuestra estrategia de conectar ciudades europeas medianas y pequeñas, con un tipo de avión más moderno y competitivo, el Airbus A320, que tiene unos costes operativos un 20-25 por ciento más bajos que los Boeing 717 que sustituye”, olvidando que cuando optó por el birreactor norteamericano esa brecha ya existía. En su comunicado sobre el A320 habla de que “ha encargado”, induciendo a pensar que sin aviones nuevos, y no precisa que son de segunda mano.

Fotografía: A320 de Volotea.

Relacionados