Ya está en vuelo el próximo “Air Force One” de Alemania

Alemania recibirá en breve el  primero de sus 3 nuevos aviones de  transporte A350-900 VIP para el presidente, la canciller y funcionarios de alto nivel del Gobierno, ensamblado en la factoría de Airbus de Toulouse (Francia), encargados por el Bundeswehr  (Ministerio de Defensa). Con ellos se sustituirán a los 2 Airbus A340, que emplea actualmente la aviación militar alemana, o Luftwaffe, para estos fines. El detonante de la compra se produjo después que uno de esos A340 tuviera que realizar un aterrizaje de emergencia en 2018 cuando transportaba a la canciller Angela Merkel.  El costo estimado de los 3 nuevos aviones Regierungsflieger (Avión de Gobierno), incluyendo las modificaciones especiales,  es de unos 1.200 millones de euros.

Contarán con sistemas de guerra electrónica, para defensa contra misiles, se supone que tanto de guía radar como infrarroja; un sistema de comunicaciones seguras mediante encriptadación  y saltos de frecuencias; además de su reconfigurado, que contará con una  gran sala de conferencias. El esquema de pintura de la aeronave es minimalista en blanco, sólo con los títulos y una larga franja  con los colores de la bandera alemana envolviendo el fuselaje del avión. Para los vuelos de prueba porta la matrícula francesa  F-WZFF y luego llevará la militar 14+03. De hecho en la cola ya figura el 3.

No se sabe  cómo será el interior del avión, pero cuando se hizo público el encargo, Airbus anunció que el A350 estaría dotado con el equipamiento de cabina de pasaje con acabados de tipo  modular Easyfit de sus ACJ (Airbus Corporate Jetliner), por lo que también se designa como ACJ350. Todos los aviones del Gobierno alemán son mantenidos y pilotados por la Luftwaffe. Está previsto que este primer ACJ350-900 vuele a Hamburgo, donde Lufthansa Technik configurará su interior y le instalará los sistemas de autodefensa y comunicaciones, antes de su entrega a finales de 2020 o en 2021. Los otros dos ACJ350 se recibirán en 2022 (Julio Maíz Sanz),

Fotografía: El primer A350-900 de la Luftwaffe despegando de Hamburgo, donde fue pintado.

Relacionados