Aerolíneas Argentinas reconfigura el interior de sus 737

El ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, anunció una reconfiguración de los 31 Boeing 737-800 de Aerolíneas Argentinas, que permitirá aumentar en un 10 por ciento la oferta de asientos, entre 16 y 19 asientos por avión, en base a eliminar la clase ejecutiva, en la que sólo un 30 por ciento de sus pasajeros son de pago, siendo el resto políticos y funcionarios que no abonan el billete generando un déficit. Los trabajos comenzaran en el mes de junio, estimándose que hacia fin de año ya se dispondrá de una veintena de aeronaves con el nuevo diseño interno y que durante el 2019 se completará en todos. Según directivos de la empresa, gracias a ello se obtendrá unos ingresos extras de unos 73 millones de dólares. Las modificaciones no afectan a los nuevos 737 MAX ni a los Embraer E190. Estos últimos, operados por la filial Austral Líneas Aéreas, hacia el final del presente ejercicio iniciaran su retirada. Serán sustituidos por aeronaves de entre 180 a 190 asientos, evaluándose para ello el 737 MAX 8 y el Airbus A320neo (Luis Piñeiro, corresponsal de Grupo Edefa en Buenos Aires)

Fotografía: La clase ejecutiva desaparecerá de los 737-800 de Aerolíneas Argentinas.

 

Relacionados