Accidente de un Q400

El 12 de marzo, un biturbohélice Bombardier Dash 8-Q402 de US-Bangla Airlines (matriculado como S2-AGU, con número de constructor 4041, que había realizado su primer vuelo en 2001) se estrelló en la aproximación al aeropuerto nepalí de Kathmandu/Tribhuvan, procedente de Dhaka/Shahjalal (Bangladesh), muriendo 49 de sus 71 ocupantes, 4 de ellos tripulantes. En  el momento de la llegada había una tormenta, con cumulonimbos a 2.500 pies de altitud. Inicialmente abortó el aterrizaje en la pista 02 iniciando una giro a la derecha y el controlador informó a la tripulación que no podía tomar en el sentido opuesto de la pista 20, debido a otros tráficos, indicándole que debía iniciar una espera.

Finalmente fue autorizado a hacerlo en la 20 con viento de 6 nudos a 260º y pese a la baja visibilidad informó que tenía la pista a la vista, siendo autorizado a la toma, pero el comandante repitió que estaban autorizado a hacerlo en la 02, pese a la instrucción, a lo que fue reautorizado por el controlador. Poco después impactó contra el suelo y se incendió. El anterior accidente mortal de un DHC-8-400 (de 8 pérdidas, siendo este el segundo peor de la historia) ocurrió el 12 de febrero de 2009, con un ejemplar de la estadounidense Colgan Air y 49 fallecidos; y en Nepal, de un avión comercial (de 37, con 779 fallecidos), el 30 de mayo de 2017, con un PZL-Mielec M28 “Skytruck” del Ejército del país asiático, con un muerto.

Fotografía: Q400 de US-Bangla Airlines, de Bangladesh.

Relacionados