AENA licita los servicios de asistencia en tierra de combustible a terceros en 20 aeropuertos de su red

AENA ha licitado el concurso público de selección de agentes para la prestación de los servicios de asistencia en tierra a terceros en la categoría de “handling” de combustible y lubricante, para 20 aeropuertos de la red, entre los que se encuentran los 17 de mayor tráfico, así como Vitoria, La Palma y El Hierro. El periodo de duración de este concurso será de siete años. Se trata de la segunda fase de estos concursos, que engloba principalmente a los aeropuertos de mayor tráfico y en la que se licita sólo la actividad de puesta a bordo de combustible, dado que ésta se presta de forma separada a la de almacenamiento. Esta segunda fase del concurso contempla licencias para los aeropuertos de Madrid/Barajas, Barcelona/El Prat, Palma de Mallorca, Málaga, Alicante, Gran Canaria, Tenerife-Sur, Fuerteventura, Ibiza, Valencia, Sevilla, Bilbao, Menorca, Santiago y Gerona, para los que se licita la licencias para dos agentes de puesta a bordo de combustible; así como Tenerife-Norte, Vigo, Vitoria La Palma y El Hierro (agrupado este último con La Palma), en los que habrá uno. Barajas y El Prat cuentan con tres agentes de puesta a bordo, licitándose en el presente concurso sólo dos licencias en cada uno, ya que el contrato de la tercera continúa todavía vigente.

La primera fase de los concursos, licitada con anterioridad en lotes y que se encuentra en periodo de evaluación de ofertas, contemplaba siete licencias para 21 aeropuertos de menor tráfico de la red, en los que se presta de manera unificada el servicio de puesta a bordo y almacenamiento de combustible. En total, entre ambas fases se han licitado 41 licencias de asistencia en tierra de combustible a terceros para 41 aeropuertos de la red. Con estos nuevos concursos AENA busca alcanzar una mejora en la competitividad de la asistencia de combustible en los aeropuertos, que propicie a su vez una mejora de la calidad del servicio, así como una limitación de precios, todo ello sin olvidarse de mantener los más altos niveles de seguridad y el compromiso de AENA con el medioambiente. Los servicios de asistencia de combustible forman parte de los de tierra a terceros que se facilitan en los aeropuertos y, aunque están contemplados dentro de la categoría de “handling” de rampa, por su alcance y contenido, salen a concurso de forma independiente al resto de dichos servicios. El servicio de asistencia de combustible comprende la organización y ejecución de la puesta a bordo y su almacenamiento.

El primer concepto, el de puesta a bordo, incluye tanto el llenado y vaciado de los depósitos de las aeronaves, como la carga de lubricantes y otros ingredientes líquidos, mientras que el segundo abarca tanto el almacenamiento, como el control de calidad del producto. En los aeropuertos de menor tamaño las actividades están unificadas, de tal forma que el agente de combustible realiza ambas funciones. Por el contrario, en los grandes aeropuertos estas actividades están concesionadas de forma separada y en la mayor parte hay dos agentes de puesta a bordo en cada instalación. El mercado de asistencia de combustible mueve al año en nuestro país del orden de 130 millones de euros anuales. En la red de AENA, 6 aeropuertos (Barajas, El Prat, Palma de Mallorca, Tenerife-Sur, Málaga Costa del Sol y Gran Canaria) concentran más del 80 por ciento de ésta actividad. Entre ellos destaca Madrid/Barajas, donde se mueve casi el 40 por ciento del volumen de combustible suministrado. Sólo en el año 2016 se suministraron en los aeropuertos españoles casi 7,5 millones de m3. de combustible para abastecer las operaciones de las compañías aéreas.

Relacionados