Se presenta en Argentina la “revolución de los aviones”

El ministro de Transporte argentino, Guillermo Dietrich, presentó ante los poderosos sindicatos aeronáuticos  un plan para la aviación comercial nacional llamado La Revolución de los Aviones, que tiene como fin duplicar la cantidad de viajeros hacia 2019. Los estudios realizados por el organismo público  fundamentan que existen 12 millones de potenciales pasajeros al año que no usan el avión para viajar y podrían hacerlo de existir las posibilidades de alternativas lógicas y con el precio adecuado. Los puntos básicos del programa consisten en que Aerolíneas Argentinas tenga una estrategia que implique continuar con la mayoría del mercado en sus manos y que aumente sus rutas y destinos; la llegada de nuevos oferentes al mercado doméstico para brindar más y mayores alternativas de conexión; y la mejora de las infraestructuras y de los sistemas de apoyo a la navegación y vuelo, para incrementar la capacidad real de las terminales y actualizar la tecnología en equipos, mediante una inversión pública superior a los 1.300 millones de dólares.

Según el ministro, todo esto, más una inversión privada esperada en la misma cifra que la enunciada antes,  significará 25.000 puestos de trabajo en el ramo aeronáutico, mencionando que Aerolíneas Argentinas cerró el año 2016 con un incremento del 7 por ciento de pasajeros, con una subida  de  sus frecuencias, incorporando una docena de aeronaves  y abriendo diez nuevas conexiones a destinos nacionales y a otros seis regionales. La compañía incorporará en este ejercicio 5 nuevos aviones y se verán reforzadas las operaciones hacia Brasil, Chile y Uruguay, mientras que crecerá en un 20 por ciento la oferta hacia Europa, con más frecuencias a Roma y Barcelona. Se lleva adelante el ambicioso plan de mejora de los aeropuertos nacionales, 19 de los cuales están a pleno trabajo para optimizar las instalaciones y sistemas de apoyo al vuelo.

Como no podía ser de otra manera, los sindicalistas presentes objetaron fuertemente los puntos expresados por el ministro, indicando que es exagerada la postura de apertura del Gobierno hacia las aerolíneas extranjeras, afirmando que “Dietrich está regalando el mercado nacional” y que los planeamientos específicos de las autoridades son en base a estudios referenciales a países europeos, con mucho mayor mercado, menores distancias de operación y otras realidades, muy distintas de lo que sucede en Argentina. El gobierno se enfrenta a duras críticas y resistencia de la mayoría de los sindicatos aeronáuticos, profundamente favorables a la anterior Administración “kirchenerista”,  los cuales han amenazado con medidas de fuerza, como paros y falta de colaboración, representando un enorme desafío para Dietrich y su planificación aeroportuaria (Luis Piñeiro, corresponsal de Grupo Edefa en Argentina)

Fotografías:
·El mercado argentino aumenta.
·Argentina invierte en seguridad aeroportuaria.
·Aerolíneas Argentinas estatal incrementa sus operaciones.

Relacionados