ATR obtiene la certificación de EASA para los nuevos desarrollos de la aviónica de los -600

ATR obtuvo la certificación para las últimas innovaciones desarrolladas para la aviónica de sus biturbohélices 42-600 y 72-600 de (European Aviation Safety Agency), en concreto del LPV (Localizer Performance with Vertical Guidance), RNP-AR (Required Navigation Performance with Authorization Required) 0.3  y V-NAV (Vertical Navigation) de funcionalidades de aproximación, acopladas al piloto automático, ofreciendo trayectorias más precisas y seguras, sin requerir instalaciones basadas en tierra y reduciendo la carga de trabajo de los pilotos.

Se han integrado en la versión del paquete de aviónica llamado «Standard 2». El LPV permite aproximaciones basadas en GPS, aumentando la información de los satélites geoestacionarios para guiar el avión en los ejes horizontal y vertical, sin necesidad de apoyo de una estación terrestre, algo particularmente útil en aeropuertos que no cuentan con ILS (Instrumental Landing System), asegurando mínimos de visibilidad reducida hasta 200 pies.

El RNP-AR 0.3 asegura trayectorias de gran precisión, anticipando mejor los obstáculos en las aproximaciones a aeródromos, incrementando la monitorización de las prestaciones de la aeronave, combinado con alertas de navegación, reduciendo los mínimos con respecto a las RNAV convencionales. También se emplea para la gestión del tráfico en aeropuertos muy congestionados o en procedimientos antirruido. El VNAV está acoplado al piloto automático y proporciona guiado vertical mediante el sistema de gestión de vuelo FMS (Flight Maganement System), definiendo descensos y trayectorias de aproximación más precisos y reduciendo una vez más la carga de trabajo de los pilotos.

Relacionados

Leave a Comment